Tras el anuncio en la Gamescom 2018 de la nueva generación de gráficos con GeForce RTX, NVIDIA ha tenido que trabajar duro pero ha logrado su objetivo. Battlefield V se convertirá en el primer juego en implementar el trazado de rayos DXR.

Para conseguirlo han necesitado la nueva arquitectura, conocida como Turing; un nuevo estilo de renderización híbrida; nuevos núcleos de procesamiento gráfico (RT cores y Tensor cores); nuevas tarjetas gráficas, las GeForce RTX y nuevas herramientas para desarrolladores.

A Battlefield V y el benchmark de Final Fantasy XV (que gozaba de características compatibles con GeForce RTX) se unirá Wolfenstein II: The New Colossus. El próximo día 19, el juego de Bethesda añadirá otra función de GeForce RTX, NVIDIA Adaptive Shading (NAS).

Así mismo, se ha creado una nueva API para implementar de la mejor manera posible las nuevas tecnologías. Motores como Unreal Engine, Remedy y Frostbite han añadido compatibilidad para marcas el estándar en la industria con el Microsoft DirectX Raytracing.

Christian Holmquist, Director técnico de DICE ha comentado lo siguiente:

“El trazado de rayos en tiempo real genera la experiencia de juego más física, inmersiva e impactante, y nos emociona saber que Battlefield V será el primer juego en implementar esta tecnología.”

Por aquí os dejamos unos enlaces para todos los que estén interesados en conocer mejor esta tecnología:

A veces incluimos enlaces a tiendas en línea. Si hace clic en uno de los enlaces y realiza una compra, podemos recibir una pequeña comisión. Esto nos ayuda a poder seguir adelante con la web.


Redactor

El día que nací ningún bosque susurró mi nombre, pero quizá algún día oigáis hablar de mí. Me gustan los videojuegos que te cuentan una historia mientras la vives.

Deja tu mensaje

Tu email no será publicado nunca. Los campos marcados con asterisco (*) son obligatorios.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.